castellano   english   francés

Las mil y una trabas

Martes 3 de Noviembre de 2020

Autor: Prof. Dr. Jorge Delzart

El Banco Central (BCRA) puso en marcha un régimen que obliga a las entidades financieras a consultar una nueva base de datos antes de dar curso a pagos de importaciones de bienes tras solicitar la declaración jurada del cliente, para constatar que tal declaración resulta compatible con los datos.

El nuevo paso consiste en la obligatoriedad de consultar un sistema online que implementó a tal efecto y se nutre de la información que deben aportar las entidades actuantes en cambio obligadas a volcar allí los datos de cada operación que debe rechazar porque no se adecúa a las normas.

Es dable destacar que no cuenta con las autorizaciones aduaneras correspondientes La Comunicación "A" 7151 que entró en vigencia hoy y obliga a los operadores cambiarios a cumplir con un doble chequeo antes de habilitarle el acceso a las divisas a las empresas.

Si la operación, por número de CUIT, ya fue rechazada por alguna entidad, no podrá ser aceptaba por otras.          En otra comunicación el BCRA prorrogó los cupos autorizados a importadores para pagar al exterior en función de lo que hayan importado anteriormente. Esto que comenzó a fines de mayo con la Comunicación "A" 7030 se fue prorrogando ante cada vencimiento y ahora estará vigente hasta fin de año.

En los últimos 15 días, se sumó una comunicación de la autoridad monetaria que limita la obtención de divisas a quienes tengan autorización expresa por parte del Ministerio de Producción.

La Cámara de Importadores (CIRA) elevó más de 600 reclamos por licencias no automáticas (LNA) no otorgadas desde el 1 de agosto a la fecha y asegura que los bienes más afectados son los neumáticos y los artículos de bazar.

Los estudios de abogados preparan medidas cautelares para que los importadores puedan recibir su mercadería en las que impugnan el obrar arbitrario del Ministerio de Producción, a cargo de otorgar estas licencias.

Las Licencias No Automáticas son autorizaciones que requieren ciertos productos porque hace falta revisarlos antes de que ingresen al país, por ejemplo, por temas fitosanitarios, o por razones de protección a industrias sensibles. En nuestro País, el problema no son las licencias en sí, sino cómo se utilizan.

Cada importador que tiene productos que tienen Licencias No Automáticas debe conseguir un estado de salida a través del Sistema Integral de Monitoreo de Importaciones (SIMI).

Hay otras dos alternativas posibles a la hora de pedir este permiso: que se lo rechacen o que lo pongan en observación.

La respuesta oficial a la fricción generada con los importadores llega de parte del Ministerio de Desarrollo Productivo, a cargo del SIMI . Voceros de la cartera señalan que desde el 11 de diciembre de 2019 hasta el 26 de octubre se aprobaron más de 592.000 SIMI y que el 30% de ellas corresponde a licencias no automáticas.

Sin embargo, los estudios de abogados preparan medidas cautelares porque afirman que en las últimas semanas los retrasos se intensificaron y las respuestas dejaron de aparecer.

Las comunicaciones A7030 y A7138 que el Banco Central emitió en mayo y de octubre respectivamente. Ambas apuntan a tener más control sobre el uso de divisas para importar: piden más autorizaciones, licencias y limitan los pagos anticipados. Es dable destacar que en momentos de tipo de cambio oficial pisado y de una gran brecha con los dólares paralelos, importar y sobrefacturar importaciones se vuelve atractivo. El problema, es que se trabaron operaciones sin motivo. Entre las medidas cautelares que prepara hay pedidos trabados de maquillajes, juguetes y de insumos para pintura.

Los importadores comenzaron a presentar cautelares contra la comunicación A7030 en las que se le ordena a Aduana que libere la mercadería sin tener en cuenta al SIMI y al Banco Central que autorice el giro de divisas, y la mayoría está saliendo de manera favorable", señalan.

Es un tema que se va a judicializar más porque ya llegó a su punto límite: está afectando a la actividad económica incluso con productos que ni siquiera representan una amenaza para la industria nacional

Hay requisitos que una empresa tiene que cumplir hoy para poder pagar una importación con dólar oficial,

En primer lugar, no debe tener fondos disponibles afuera, es decir, en cuentas en el exterior (por la A7030).

Tampoco debe haber realizado operaciones de compra de dólar MEP o contado con liquidación en los 90 días anteriores.

Por el punto 2 de la A7030, salvo algunas excepciones, la empresa importadora solo va a tener acceso por un monto igual a la diferencia positiva entre el valor de los bienes ingresados en 2020 y el valor de los pagos de importaciones y deudas por importaciones efectuados en 2020. Si el monto de pagos es mayor al de bienes ingresados, necesita autorización del Central. Los requisitos y restricciones de este punto se prorrogaron hasta fines de este año.

Si el importador logró pasar todas las barreras anteriores, para poder pagar con dólar oficial deberá cumplir los requisitos generales aplicables al pago de importaciones y que varían según se trate de pagos anticipados (pago efectuado antes del embarque de los bienes en el país de origen), pagos a la vista (pagos contra documentación de embarque en el país de origen) o pagos diferidos (pagos efectuados después de la nacionalización de los bienes). Por ejemplo, la necesidad de que la declaración efectuada a través del SIMI esté en estado de salida para poder acceder a las divisas.

Volver

Formulario de contacto:

(*) Campos requeridos

Estudio FDX Contadores - Tres Arroyos 3762 1A - C.A.B.A
Tel.: 2067-0460 / 2070-6100 - Mail: fdxf@dxcontadores.com